El Diario de Oier

Vivencias, hazañas e impresiones de un niño. Desde la cuna hasta que me canse.
Añade este blog a tus favoritos - tus feeds

El diario de Oier

Inicio > Historias > Es duro volver al tajo

Es duro volver al tajo



Aitatxu ha estado unos días por ahí, de reuniones y eso, y no me ha podido poner ninguna historia, así que las broncas para él, que el vago, no soy yo.

Ya han pasado los carnavales, y me parece que ya van a quitar las barracas del Arenal, y los chiringuitos de juegos que pusieron en Uribitarte. Que amí no me gustaron nada (los chiringuitos, las barracas sí, sobre toda una que era una pista de coches, y subías y bajabas por unas rampas), Y es que ponen la música muy alta, hay mucha aglomeración de gente, y oye, como que no.

Ayer fuen un Miércoles-Lunes de esos, que no sientan nada bien. Pero a la que no le sentó nada, pero que nada bien, fue a mi amatxu. Ayer volvió a trabajar, desde Septiembre que no iba. Menudo bajón. Así estaba la pobre de cansada por la tarde. Pero ya se hará. Porque o se hace ella al trabajo, o el trabajo le hace a ella... fosfatina. Que no sé lo que es, pero debe ser similar al polvo, en cualto a consistencia.

Ahora, Aita y yo, llevamos a la hermana a la guarde antes de ir a la ikas. No está mal, porque así me reencuentro con viejos compañeros, hoy me han dado un caramelo, y qué quieres, así se hace más llevadero el ir a clase.

Y hablando de clases, os dejo, que tengo que entrar ya. Un abrazo.

Oier

2005-02-10, 01:00 | 0 comentarios

Referencias (TrackBacks)

URL de trackback de esta historia http://oier.blogalia.com//trackbacks/26493

Comentarios


Creative Commons License
Esta obra está publicada bajo una licencia Creative Commons.