El Diario de Oier

Vivencias, hazañas e impresiones de un niño. Desde la cuna hasta que me canse.
Añade este blog a tus favoritos - tus feeds

El diario de Oier

Inicio > Historias > Mi amatxu se llama Ajo

Mi amatxu se llama Ajo



Estoy convencido. Cuando grito para que venga, a veces viene, y a veces no, pero como le diga ¡Ajo! llega enseguida, toda sonriente, al reclamo de su nombre.

A mí me gusta ese nombre, porque además, coincide con lo único que sé decir ;-)

Ya no tengo ninguna duda. El otro día probé con otros sonidos como ggrrbbllgg, o el aún más sofisticado, grlaeiea, y así hasta más de veinte combinaciones distintas, y sólo conseguí que mi madre pusiese cara de sorpresa. Pero cuanto digo Ajo, se le ilumina la cara, me dice cosas como, "Muy bien cariño", "Así se dice mi rey", con esa voz de tontaina que ponen todos los gigantes en cuanto me ven. Incluso mis aitites, que los dos tienen vozarrón cuando no me hablan a mí, parecen dos sopranos cuando se dirigen a mí. Ni que los niños sólo pudiesemos oir las frecuencias altas. Lo que yo digo, son una pandilla de tontainas.

Bueno, me despido, que me voy a ir con Ajo, mi madre, a dar un paseo.

Hasta pronto.

oier

2002-11-21, 09:26 | 2 comentarios

Referencias (TrackBacks)

URL de trackback de esta historia http://oier.blogalia.com//trackbacks/3814

Comentarios

1
De: Tenebris Fecha: 2002-11-25 13:03

Pues yo conozco muy bien a una niña que, cuando era chiquita, la primera palabra que aprendió fue la de aitatatata.
Luego su aitatatata se encargó de enseñarle la segunda, que no fue otra mas que la de ¡Apa!, que solía preceder a esa otra tan sonora de ¡ATHLETIC!... ¡APA!
Su ama aún no me lo perdona.



2
De: Oier Fecha: 2002-11-26 09:43

Claro, como todo el mundo sabe, es ¡EUP!. ¡Athletic... Apa!, no se puede permitir. Así salñen luego los jugadores de blandengues...




Creative Commons License
Esta obra está publicada bajo una licencia Creative Commons.